Revisión de técnicas de relajación

Hay situaciones en nuestra vida que nos provocan ansiedad, estrés o nerviosismo, lo que repercute negativamente en nuestras capacidades intelectuales, reduciendo el rendimiento. Existen técnicas de relajación que nos ayudarán a reducir esta ansiedad y nos ayudarán a afrontar mejor esta situación..

Lo principal es hacer un examen relajado tanto física como mentalmente, ¿Cómo podemos conseguirlo?

  1. Técnica de relajación progresiva: Esto fue propuesto por Jacobson y quería tensar los músculos tanto como fuera posible, manteniendo esta tensión durante al menos 5 segundos. Después de esta tensión, el objetivo es relajar los músculos durante al menos 10 segundos. Debe adoptar una postura sentada erguida con la espalda recta, las piernas no flexionadas y apoyadas en el suelo y con las manos en los muslos.
  2. Ejercicios de respiración: Es muy importante en momentos de ansiedad y estrés saber cómo controlar la respiración. La secuencia que se podría seguir para realizar ejercicios de respiración sería la siguiente: Respire aire por la nariz, mantenga la boca cerrada y apriete levemente el abdomen, retenga el aire por un rato y exhale lentamente el aire por la nariz o por la boca.
  3. Técnica de adaptación: Lo que buscamos con esta técnica es hacer una representación mental de una situación real que te puede generar ansiedad. Trabajarlo primero de forma imaginaria, dominar esta ansiedad, para luego poder extrapolarla a situaciones de la vida cotidiana que realmente producirían esta misma ansiedad.

La técnica de adaptación se usa ampliamente en el ejército., en fuerzas de élite cuando tienen que enfrentarse, por ejemplo, al paracaídas. Esta última técnica es una mezcla de las dos técnicas que hemos visto anteriormente: relajación progresiva mezclada con ejercicios de respiración.

¿Cuál es la secuencia a seguir? Lo primero que haremos serán ejercicios de respiración y relajación progresiva para lograr un estado de relajación del cuerpo. Una vez estemos relajados pensaremos en la situación que genera la ansiedad, sosteniendo esta imagen durante al menos 20-30 segundos. Una vez que estas imágenes generen ansiedad, volveremos a aplicar ejercicios de relajación y respiración.

Estos consejos te ayudarán en el día a día a mejorar el nivel de estrés y ansiedad que pueden generar situaciones estresantes en nuestra vida diaria., pero uno de los mejores consejos es afrontar la vida con positividad: deshacerse de frases como «no puedo», «no entenderé», «es muy difícil», etc. ve a buscarlo ”,“ He hecho esto otras veces y lo superé ”. Pensar siempre en positivo te ayudará a afrontar las situaciones de ansiedad del día a día.

Revisión de técnicas de relajación